viernes, septiembre 6

El Edificio Mineria

A raíz del aumento del parque automotor en Lima desde la  mitad del siglo XX, y la necesidad de ampliar las vías para el trafico vehicular, se ejecutaron varios proyectos para al ampliación de jirones en el centro de Lima. Así por ejemplo, antiguos jirones como Tacna y Abancay fueron ampliados a poco mas del doble de su ancho original, lo que provocó la demolición de antiguas edificaciones a un lado de estas vías, tras las expropiaciones correspondientes, realizadas por la Municipalidad de Lima. Aun así, a pesar de tener ya estas dos avenidas principales, se continuó con este proyecto destructor, . la siguiente vía escogida fue el antiguo jirón Arequipa, llamado también por un tiempo Riva Agüero, y que hoy es la avenida Emancipación. Hablaremos en este articulo sobre uno de los edificios demolidos en este jirón: el Edificio Minería.


Desde mediados de la década del 60 se planteaba el ensanche de los antiguos jirones Arequipa y Cusco. Previo a esto, en el año 1963, se había cambiado el nombre de Arequipa por Jirón Riva Agüero. El proyecto contemplaba la demolición del lado norte de esta vía, donde desaparecerían antiguos cines, una parte del Mercado La Aurora, la casa de don Pedro Beltrán, la fachada del Conservatorio Nacional de Música, etc. Quizá, lo mas difícil de esta obra fue la demolición de un edificio de seis pisos construido en 1922 en hormigón armado, ubicado en la esquina de los jirones Aequipa y Camaná, llamado Edificio Minería.

La construcción de este edificio se inició en 1919 y aunque estaba proyectado ser terminado en seis meses, recién se pudo concluir en el año 1922. Fue construido en un terreno que le pertenecía al Monasterio de Mercedarias de los Barrios Altos. Tenía un área de 494 m2 y el primer piso fue destinado exclusivamente para locales comerciales, siendo los cinco pisos superiores, con un área de 480 m2, destinados para oficinas, construyéndose 20 por cada piso, un total de 100 oficinas en el edificio. Tenia escaleras y dos ascensores, de los mas modernos para la época, ademas tanques de agua en la parte superior, y un sistema eléctrico independiente para cada oficina, que permitía realizar nuevas conexiones al gusto y necesidad de cada inquilino. Las conexiones telefónicas también eran independientes para cada oficina.



Las ventanas eran de acero, tanto los que daban a la calle, como los que daban a un patio interior. Hacia la calle luego se contempló colocar toldos para proteger las oficinas de la luz del Sol. El edificio Minería fue construido por la Fred T. Ley & Co. siguiendo los estándares de la American Society of Civil Engineers, buscando sentar un precedente para otras construcciones modernas en la ciudad. Cabe mencionar que la Fred T. Ley & Co. era una empresa norteamericana con mucha experiencia en este tipo de edificaciones, habiendo construido varios rascacielos en New York, y también algunos de los principales edificios de nuestra ciudad, como el Edificio Wiese, el Edificio de La Auxiliar, la Cia. de Seguros Italia, etc.

El entorno del edificio aun mostraba antiguas casonas virreinales y republicanas, negocios con décadas de funcionamiento, como por ejemplo la antigua Ferretería El Gallo de Oro, ubicada al frente del Edificio. Al otro lado de la acera, también se construiría unos años después un edificio de departamentos perteneciente a la Cia. de Seguros La Nacional, obra del Arq. Manuel Seoane, y que hasta hoy existe.




No dudamos lo difícil que debió haber sido esta demolición aproximadamente en el año 1970 para al ampliación de la vía antes mencionada. Actualmente en esta esquina funciona un negocio de venta de pollos a la brasa. Pero a pesar de los años transcurridos desde su demolición, aun es posible observar los restos de la fachada antigua del Edificio Minería, que también fue considerado en su momento, como uno de los "rascacielos" de Lima.




Fuente y fotos:
The West Coast Leader, varios números, año 1922.

5 comentarios:

.... dijo...

que lástima, ese bonito edificio por esa pollería horrenda.

Diego La Rosa Jaimez dijo...

La ampliación vial Lampa, Emancipación Cusco Camaná fue y es un rotundo fracaso destruyó importantes inmuebles sin producir el beneficio ofrecido. Nuestro querido alcalde don Luis Bedoya fue mal asesorado. Hasta ahora subsisten las huellas del error. No se lograron los beneficios deseados.

Ligia López De Castilla dijo...

Esta es una muestra de cómo fueron destruidas poco a poco las mejores expresiones de la arquitectura de Lima. En este caso, un fracaso rotundo.

Anónimo dijo...

Y gracias a Dios no siguieron con la destrucción de Camaná porque habrían caído otras edificaciones importantes

Anónimo dijo...

Que error mas horrendo, como todo lo que se hace en mi pais, se destruyo la cuidad de a pocos, unas por ordenes municipales, otras por los peruanos imbatibles depredadores del Patrimonio de la ciudad, y asi seguira siendo hasta que no quede piedra sobre piedra, por la simple razon de que es un pueblo sin educacion, y no se podra recuperar ni en 50 anios, han tomado mas de 40 anios de falta de preocupacion por la educacion de un pueblo y vemos las consecuencias , anudadas a la maldita corrupcion.
Lloro por esa Lima de mi juventud esa bella ciudad , comparable a muchas de Europa hasta Eifel hizo un par de edificios aca, ahora solo son cascarones. Terrible realidad.