domingo, abril 29

Una lápida en una calle limeña

Siempre habíamos escuchado que para conocer bien una ciudad, era necesario caminar con los ojos bien abiertos, mirando hacia sus balcones, a lo alto de sus fachadas, buscando detalles y sorpresas que nos cuenten historias de sus ocupantes. Pero a veces, también al mirar hacia el piso podemos encontrar curiosidades y enigmas que nos cuentan mas de una historia de nuestra Lima. Algo de esto podemos ver en la antigua calle de Correo, primera cuadra del jirón Conde de Superunda, a unos metros de la Plaza de Armas. Veamos de que se trata.


En esta calle se encuentra la Casa de Correos y Telégrafos, edificio construido a finales del siglo XIX, obra de los arquitectos Emilio Pazos y Maximiliano Doig. Ostenta en su fachada simétrica de estilo neorenacentista distintos elementos decorativos, como ángeles de hierro en la parte superior, un reloj y faroles ornamentales, además de la cabeza de un león con las fauces abiertas, para poder recibir las cartas. Cabe mencionar, que varias Casas de Correos en Europa también tienen cabezas de leones con fauces abiertas para las cartas, en algunos casos varios de estos elementos cada uno con el nombre de la ciudad a donde iba dirigida la correspondencia.

El año 2011 este edificio fue reacondicionado como el nuevo Museo de la Gastronomía Peruana. Esto ocurrió durante el gobierno aprista del presidente Alan García Pérez. Para este fin se hicieron algunos cambios en su estructura interior y la vereda de la fachada, en la cual se colocaron lajas de piedra. Es en este lugar donde encontramos la curiosidad que da motivo a este articulo. Al acercarse a apreciar la cabeza de león, pocos miran hacia abajo.


Entre las lajas de la vereda hay una hilera de lajas de piedra negra con inscripciones que ya de por si llaman la atención. Con un poco de observación uno puede ver que son los pedazos de una lapida, como veremos en las siguientes fotos.







Si hasta aquí, ya es algo curioso y enigmático saber como una lápida llegó a ser parte de la vereda de esta calle limeña, miren lo que se lee cuando se unen los pedazos:


Rodrigo Franco Montes
28 - 01 - 57
29 - 08 - 87

¿Quien fue Rodrigo Franco Montes?
Fue un abogado y político peruano. Nacido en Lima, fue hijo del militante aprista Luis Alberto Franco Varela y de Margarita Montes de Peralta y Bazo. Se casó con Cecilia Martínez del Solar, con quien tuvo 3 hijos. En 1974 ingresa a la Pontificia Universidad Católica del Perú para seguir estudios de Derecho. Fue funcionario público en el primer gobierno de Alan García, y en 1985 fue nombrado Presidente de la Empresa Nacional de Comercialización de Insumos (ENCI). Falleció asesinado en su casa de Ñaña, el 29 de agosto de 1987 por el grupo terrorista Sendero Luminoso que reconoció su autoría sobre el hecho (Tomado de Wikipedia).

Rodrigo Franco, Foto Caretas

Su nombre seria tomado después para identificar a un comando paramilitar formado durante el primer gobierno de Alan Garcia (1985-1990) que se presume realizó asesinatos, amenazas y ejecuciones extrajudiciales contra sospechosos de terrorismo. El uso del nombre de Rodrigo Franco fue muy cuestionado, pues siempre fue considerado una persona honorable y enemigo de la violencia.

¿Habrá sido un homenaje velado o disimulado, de su amigo, el presidente Alan Garcia Perez, en su segundo gobierno (2016-2011) cuando se realizaron las obras de la nueva Casa de la Gastronomía? Sin duda, un enigma y una autentica curiosidad limeña.

Por cierto, ¿ya saben en que parte del centro de Lima se encuentra este timbre con forma de cabeza de gárgola? Estoy seguro que ahora abriremos bien los ojos para seguir descubriendo estos detalles y curiosidades de nuestra ciudad, que nos cuentan muchas historias...


Texto: David Pino
Fotos: David Pino / Daniel Tipián Carbajal / Google Imágenes


11 comentarios:

Gian Pierre Angel Ayala Criollo dijo...

Una verdadera curiosidad Limeña,hermoso artículo!!

Cristina Castillo dijo...

Gracias, David. En algún paseo de los que realizas, comentaste este dato curioso. Ahora ya sabemos que se trata de un personaje tan especial como el señor Franco. Un tema para seguir investigando seguramente. Porqué se colocó está lápida ese lugar? Ciertamente, curiosidades de nuestra ciudad...

Guillermo Andres dijo...

Increible historia, que hace mucho más agradable mi retorno a Lima. Muchas gracias David Pino

Gigi Mulanovich dijo...

Muy interesante David !! Gracias por compartirlo. Recuerdo que nos lo mostraste en uno de tus paseos.

Mario dijo...

Curioso dato...estaré más atento cuando pase por ahí...gracias David

CARLOS TELLO OLAVARRIA dijo...

David, excelente! Hallaste las partes de esa laja cuarteada y la descifraste!, gracias… a seguir mirando, en adelante hasta lo que pisamos de nuestra Lima histórica!… impresionado quedé, cuando me enteré, que el hoy Paseo de la República otrora fue el Camino de los Incas de nuestros ancestros… que todos miramos a diario, muchos sin saberlo.

Jorge Paredes dijo...

David, ¡felicitaciones! Como siempre sorprendiéndonos con tantas curiosidades de nuestra prodigiosa ciudad y tan bien documentado en los hechos históricos. Y pensar que este "hallazgo" tiene que ver con la trágica historia del terrorismo en el Perú. David, he compartido tu artículo en cuenta Face.

Sandra dijo...

Que interesante! Y yo que pensaba que eran lápidas de diferentes personas. Gracias por hacernos conocer estos pequeños y curiosos detalles limeños!

Tomás Muñoz Cerna dijo...

¡¡¡Felicitaciones David!!! que buen ojo; después de esta publicación estaremos mas atentos cuando caminemos por nuestra Lima.

Un abrazo

Tomás Muñoz Cerna

JOSE dijo...

David, muy interesante tu historia, sería bueno saber porque esa inscripción está allí y si hay fotos antes de que se colocara esa lápida.. felicitaciones

Juan Carlos A.Z. dijo...

Excelente! Gracias David.