miércoles, mayo 15

El ensanche de la Avenida Tacna

Por Resolución Suprema del 30 de diciembre de 1940, se declaró de utilidad y necesidad pública la apertura de la avenida Tacna, que constituía la prolongación para encontrarse con la avenida Wilson y el ensanchamiento del jirón Tacna, desde la avenida Nicolas de Pierola, hasta el río Rímac. En el siguiente articulo algunas fotos de diversas fuentes que nos van dando un alcance de las obras realizadas en toda la década del 40 hasta su finalización a inicios de los años 50, y sobretodo nos permiten ver algunas edificaciones desaparecidas.


La avenida Tacna, en la época virreinal era el límite entre la ciudad opulenta y los barrios pobres, que surgieron alrededor de un asentamiento de reubicados indígenas llamado Pachacamilla y que tuvieron el auxilio religioso en las parroquias de San Sebastian y Monserrate. Hacia el lado norte inicia en la calle donde estuvo la casa de Santa Rosa de Lima. Una vía angosta, como la mayoría de calles de nuestro centro histórico, hecha para las personas y el trafico de calesas y carretas jaladas por mulas o caballos.

Primeras cuadras del jirón Tacna. Atrás, las torres de la Iglesia Santa Rosa. Inicios del siglo XX

En la primera mitad de la década del 40 se va a empezar con la demolición de uno de los frentes del jirón Tacna, donde se encontraban dos edificaciones religiosas: la iglesia de Santa Rosa y la iglesia de las Nazarenas. La RS indicada al inicio del articulo dio carta libre para que se realicen una serie de expropiaciones, que se ejecutaron en 43 inmuebles, incluyendo el edificio de la Escuela de Ingenieros. Lo ultimo que se expropio fue una parte de la iglesia de Santa Rosa.

Calles ensanchadas entre las iglesias Nazarenas y Santa Rosa (al fondo) 
La iglesia de Santa Rosa fue la ultima en ser demolida. Atrás, construcción del Puente Santa Rosa

La avenida se amplió a un ancho de 37 metros, con calzada de 29 metros y veredas de 4 metros por lado. Se instaló doble red de agua y desagüe, y doble fila de alumbrado publico. En las expropiaciones y en las obras de saneamiento y ornato, se invirtieron S/. 2´606,554.88 de Soles de la época.

Edificio Montealegre, esquina de avenidas Tacna y Nicolas de Pierola. Foto: Revista Turismo, 1945
Ensanche de la cuadra 5. Vista desde el cruce con el jirón Arequipa (hoy Avenida Emancipación)

La cuadra 5 del jirón Tacna era conocida como la "calle del Huevo", por un increíble suceso en el cual se contaba que en uno de los corrales de las casas ubicadas en esta calle, una gallina puso un huevo de gran tamaño, "que era cosa de ver" como decían los antiguos, y atribuida a un animal imaginario llamado Basilisco, que se representaba con cuerpo de serpiente, patas de ave y alas espinosas y al que se le atribuía el poder de matar con la vista.

En los antiguos planos Tacna llegaba hasta esta calle mencionada, sin embargo para completar la conexión con las avenidas Nicolas de Pierola y Wilson, tuvo que ampliarse la ultima calle, la actual cuadra 6, la que al parecer tenia un aspecto rustico con arboles y huertas. Aquí se construyó el edificio Montealegre. Al lado quedaba la capilla del Colegio Sagrados Corazones Sophianum cuya entrada estaba hacia el jirón Moquegua 559, antigua calle Leon de Andrade, conocido el colegio también por este nombre. En las siguientes imágenes vemos vistas de la evolución de las obras en esta calle, y como referencia la fachada del Colegio que estaba en la calle Leon de Andrade, hoy jirón Moquegua.

Interesante vista de la cuadra 6. Nótese la arboleda a la izquierda. Atrás, cúpula de las Nazarenas.

Poco conocida imagen del ensanche de la cuadra 6 de Tacna. Al extremo izquierdo el edificio Montealegre, al costado se puede ver la cúpula y el antiguo pino del colegio Leon de Andrade Sophianum. Atrás la cúpula de las Nazarenas. Se puede apreciar en la pista el ancho de la antigua calle y el nuevo espacio que se amplió, donde por el momento se estacionaban los autos. Foto: Revista Cahuide, año 1945. 


La avenida Tacna hoy es una de las mas importantes arterias de Lima. Producto de la política modernizadora de mediados del siglo XX, que incluyó el ensanche de otras vías históricas del centro como la actual avenida Abancay, y en los años siguientes los fallidos intentos en los jirones Camaná y Lampa. Destinada a ser una avenida con modernos edificios para albergar a la nueva clase media limeña, hoy a ciertas horas el caótico transito nos recuerda que los planes de aquellos años no pensaron en una ciudad de mas de 10 millones de habitantes.


También puede ver:
https://www.academia.edu/35304249/HISTORIA_Y_ARQUITECTURA_DE_LAS_AVENIDAS_TACNA_Y_WILSON


4 comentarios:

Ligia López de Castilla dijo...

Interesante información. Por favor, ¿tendrían una foto de la calle de Aumente?
Gracias.

Edgar dijo...

No sabía que la puerta principal de la iglesia de Santa Rosa miraba a la nueva Av Tacna por eso cuando uno pasa el costado está trunco, bueno la modernidad de Lima ya era necesaria pero se sacrificaron algunas reliquias.

Carlos dijo...

Primer comentario.

Gran artículo.
Es un lindo viaje al pasado que nos permite conocer como fue aquella Lima de los 40'. Y aunque hoy la avenida Tacna resulte rebalsada por el crecimiento demográfico en su momento el ensanchamiento de la misma permitió darle una nueva cara al centro histórico.

Se agradece la lectura.

Gustavo von Bischoffshausen dijo...

Gracias David por este aporte. Muchas cosas cambiaron con ese ensanche. Mucho de lo antiguo se fue por esta propuesta de modernidad urbanística. Interesante es ver que la Av. Tacna y la Wilson no continuan una de la otra. Hay bastante por comentar. Me ha gustado lo del Colegio Leon de Andrade. Nunca lo había visto. Gustavo